Los farmacéuticos celebran su día tras un año de improntas sanitarias

Su dedicación tendrá su recompensa en la Ley de Garantías y Uso Racional de Medicamentos. El Gobierno la reformará para que la farmacia pueda dispensar los medicamentos hospitalarios tras el buen hacer que tuvieron estos establecimientos en la pandemia

Retroceder el último año y medio y mirar a una farmacia deja una sensación muy clara. Estos profesionales, a veces llamados de forma peyorativa empresarios, han dejado su impronta sanitaria más evidente. En marzo y abril de 2020 se jugaron el tipo dispensando los medicamentos de una sociedad encerrada sin ni siquiera tener medidas de protección para trabajar. Un año más tarde, ya se hacen cargo de parte del testeo de la sociedad, una de las vertientes más determinantes para anticiparse a la pandemia.

La evidencia es tal que hasta el Ministerio de Sanidad no duda en reconocer la labor de estos profesionales que desde el primer minuto, lejos de dar un paso al lado, apostaron por hacer más que dispensar. Carolina Darias reconoció el papel que desempeñan las farmacéuticas y farmacéuticos a través de las más de 22.000 oficinas de farmacia de España, como medio de acceso a información profesional, veraz y cercana a los medicamentos y productos sanitarios. Porque, en estos tiempos de pandemia, la información falsa ha corrido como la pólvora y los farmacéuticos son el agente sanitario más cercano a la población con formación suficiente para desterrar bulos.

Por todo ello, España no dudó un segundo en vestirse de verde para honrar a esa cruz que tantas veces les ha atendido. Porque en pandemia, hasta han llevado el medicamento a los domicilios de muchas personas que no podían salir de sus casas. Además, una vieja demanda de la profesión farmacéutica, poder dispensar los medicamentos que hasta ahora tenían que recogerse en el hospital, también fue un éxito. Prueba del buen funcionamiento de este piloto, el Ministerio de Sanidad cambiará la ley actual para la consolidación de la dispensación no presencial de medicamentos hospitalarios “en aras de contribuir a la mejora de la salud de los ciudadanos y siempre en colaboración con otros profesionales sanitarios”.

El presidente del Consejo General de Farmacéuticos, Jesús Aguilar, quiso agradecer este reconocimiento de la sociedad “en un año especialmente duro para todos los farmacéuticos, que han sido un ejemplo de profesionalidad y entrega desde todos y cada uno de los ámbitos de actuación”. En el caso de las 22.137 farmacias comunitarias, Aguilar señaló cómo “se han consolidado como puerta de entrada al sistema sanitario, descongestionando de presión asistencial al Sistema Nacional de Salud, atendiendo las demandas sanitarias de todos los ciudadanos, garantizando el acceso al medicamento, trabajando en la prevención del contagio y cooperando en la detección precoz”. Feliz día y gracias por lo aportado en pandemia.