Aixeindar desarrollará hasta 150 MW con tres proyectos

La sociedad de Iberdrola y el Ente Vasco de la Energía (EVE) mantiene su objetivo de duplicar la potencia eólica en Euskadi, tras frenarse dos de sus proyectos en Álava.

Aixeindar, sociedad formada por Iberdrola y el Ente Vasco de la Energía (EVE) para desarrollar nuevos proyectos eólicos en Euskadi, renuncia a los proyectos eólicos Arkamo y Montes de Iturrieta en Álava, tras conocerse que no cuenta con los informes medioambientales favorables para hacer posible su desarrollo. La sociedad expresa así su respeto a toda normativa de ordenación del territorio, pero mantiene su objetivo de duplicar la potencia instalada en Euskadi con el desarrollo de hasta 150 MW en tres nuevos proyectos en los próximos años. En esta línea, Aixeindar promueve otros proyectos aún en fase de desarrollo como un segundo parque eólico en Azazeta

Por su parte, los parques de Azazeta (Arraia-Maeztu y Bernedo), con 40 MW de potencia, y Labraza (Oion), con otros 40 MW de capacidad, avanzan en su tramitación para obtener su Declaración de Impacto Ambiental en los próximos meses.

Nuevo Plan Territorial de renovables

Aixeindar se alinea con los objetivos, entre otros, de la Estrategia Energética de Euskadi 2030, con el acuerdo del Parlamento vasco donde se insta a las instituciones a reforzar su apuesta por las renovables y con la tramitación de un nuevo Plan Territorial Sectorial (PTS) de Renovables, hoja de ruta para las diferentes modalidades de renovables. La pasada primavera se culminó la fase inicial de participación social del PTS de Renovables. Actualmente se está planteando una segunda fase de participación en la que diferentes agentes de la sociedad, instituciones y entidades podrán seguir realizando aportaciones y alegaciones que darán como resultado el PTS definitivo, y que abrirá paso a la definición de nuevos emplazamientos donde a futuro podrán implantarse nuevas instalaciones de energías renovables en Euskadi.

En la actualidad, Euskadi genera el 8% de la energía que consume y aspira a poder generar el 32% para el año 2030, en línea con los objetivos establecidos en la Ley Europea del Clima.